Clientes y su naturaleza festiva

Apenas unos días se celebró halloween, el escenario perfecto para mostrar a los clientes de diversas categorías ofertas que de alguna manera se acercan a su marca al consumidor. No importa el producto, sino la forma en que lo promocionan.

Es que resulta difícil comprender que una celebración adquirida de otra cultura se haya popularizado tanto en nuestro país. Todo esto se debe a dos factores principales: la naturaleza festiva del cliente y la astucia de la marca para hacerse presente en dicha festividad.

Cada país tiene días que celebrar, estos días van desde recordar acontecimientos importantes, nacimientos o muertes de héroes nacionales, conmemoraciones propias de una religión, etc. Todos estos días representan un segmento de la población, no hay uno solo que se quede al margen. Pues con el pasar del tiempo una práctica repetitiva se va volviendo tradición y la tradición pasa a través de las generaciones hasta quedar marcada en la población general.

Es entonces cuando la marca debe revisar que producto ofrece y cómo este puede encajar en esta celebración y a la vez mercadearlo para lograr un crecimiento en sus ventas. Para esto debe aplicar estrategias de marketing, armar mensajes publicitarios con diseños vistosos, seleccionar plataformas idóneas para llevar ese mensaje, pero sobre todo debe crear una dinámica donde el cliente interactúe directamente con la marca, la haga suya y la sienta como parte de esa celebración.

Esta práctica es de esas en las que todos ganan, pues se mantiene vivo el espíritu festivo y se enlaza la marca con experiencias positivas. Está en manos del cliente que tanto quiera dar a conocer sus productos o servicios, pues actualmente se goza de un calendario repleto de festividades que pueden servir perfectamente para generar recordación positiva de la marca. ¿Qué esperas?

Posted on octubre 27, 2016 in Uncategorized

Share the Story

About the Author

Back to Top